Loading...

Alhambra Especial Radler y arroz del Señoret, un plan Cervecista muy mediterráneo

La cerveza Radler, más conocida como cerveza con limón, conjuga a la perfección con todo tipo de arroces. Hoy el plan Cervecista se traslada hasta el Mediterráneo más auténtico con una receta muy suya, la del arroz del Señoret.

El arròs del Senyoret, arroz del “Señoret” o del “Señorito” (que también ha ido adquiriendo otras denominaciones como arroz ciego o pelado) básicamente es un arroz limpio cuyo plato a base de un fondo de pescado y marisco surgió entre la zona de Valencia y Alicante. El servicio de las familias más pudientes lo cocinaban para evitar que los señoritos se mancharan durante la comida. De ahí su nombre.

Ahora es un imprescindible de la gastronomía valenciana y alrededores. El arroz del Señoret es un manjar para los sentidos en cualquier jornada junto al mar, y disfrutarlo en los momentos de desconexión o en una comida en grupo, se ha convertido en un habitual de la zona del Mediterráneo. Maridarlo con una cerveza estilo Radler, sin duda es una propuesta para apuntar en la lista de favoritos. 

El arroz del Señoret, una versión más selecta que la típica paella de marisco

Efectivamente el arròs del Senyoret suele ser una versión un poco más fina de la paella marinera. La verdad es que es un plato muy recurrente cuando estamos de vacaciones, pero si la intención es lucirse y sacar el anfitrión que llevamos dentro con los invitados, también puede ser una alternativa bastante asequible, relativamente sencilla y rápida de preparar.

Lo característico de esta receta está en sus ingredientes y en la forma de añadirlos a la paella. Se pelan prácticamente todos. Las gambas, las cigalas, los langostinos, la sepia, y el calamar, y se trata el pescado con antelación, incorporándose algunos tacos de rape.

El secreto está en el fumet de peix (fumé de pescado) que se prepara con antelación y que posteriormente se añade al arroz en forma de caldo con toda la sustancia para la cocción. El producto debe ser de mercado, muy fresco y de primera calidad, para realzar todos los sabores característicos que despierta el mar.

No hace falta decir que el arroz siempre sabe mejor si lo maridamos con la bebida idónea para el momento. En este caso la propuesta ideal es una cerveza ligera y versátil para ir abriendo boca con algún aperitivo mientras se prepara la comida pero que posteriormente, podremos seguir disfrutando en la mesa.

Las notas cítricas con recuerdos especiados a cardamomo de Alhambra Especial Radler conjugan a la perfección con los sabores marinos procedentes del pescado y el marisco que engloban la receta.

Preparación del arroz y mientras … una Alhambra Especial Radler

Aunque como en casi todas las recetas existen variantes, para preparar un auténtico arroz del Señoret se necesita,

  • Aceite de oliva
  • 3 o 4 tomates rallados, según su tamaño
  • 1 par de cebollas picadas muy finas
  • 3 dientes de ajo
  • Sal
  • Azafrán
  • Un toque de pimentón dulce
  • Unos 400 gramos de calamar limpio, en rodajas
  • 250 gramos de sepia troceada
  • 125 gramos de langostinos pelados
  • 125 gramos de cigalas pequeñas peladas
  • 125 gramos de gambas peladas
  • Opcional es añadir unos trozos de rape
  • 1 Kg. de arroz de la variedad bomba, y en cuanto a su calidad, si le damos buen punto, es un poco indiferente.

Por supuesto, acompañaremos con Alhambra Especial Radler mientras nos ponemos manos a la obra.

Con toda la materia prima muy limpia y cortada, se calienta el aceite. Mejor utilizar un recipiente paellero o “paella” como la llaman en la zona de Valencia.

Primero se incorpora la sepia y el calamar, y una vez suelten el agua restante, se añade para el sofrito el ajo y la cebolla picada junto al tomate con un punto de sal hasta que adquiera color.

Posteriormente, se rehoga el resto de marisco con unos ligeros toques para evitar que se peguen los elementos durante un par de minutos aproximadamente. A continuación, se calculan y se agregan las medidas de arroz (según comensales), y se sube el fuego ligeramente añadiendo el caldo bien caliente, el azafrán y el toque de pimentón dulce.

Removemos, rectificamos el punto de sal y se deja cocer durante unos 20 minutos. La mitad de la cocción debe ser con fuego potente, y el resto del tiempo se bajará un poco hasta su total absorción.

Finalmente se dejará reposar otros 10 minutos hasta colocar en la mesa listo para servir acompañado de un bol de alioli.

¿Eres mayor de edad?

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, realizar análisis estadísticos sobre los hábitos de navegación de nuestros usuarios para mostrarles publicidad relacionada con sus preferencias, y facilitar la interacción con redes sociales. Sí continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.