Cervezas Dubbel, Tripel, hasta Quadrupel. Vamos por partes

Cervezas Dubbel, Tripel, hasta Quadrupel. Vamos por partes

Hace 2 meses

Cervezas “Dubbel”, “Tripel” o “Quadrupel”, son términos que proceden de Bélgica, y que al mismo tiempo resultan complicados de identificar y delimitar dentro del apasionado mundo de Los Cervecistas. Vamos por partes.

El estilo trapense

En primer lugar, estos tipos de cerveza están encuadrados y pertenecen a la familia de las cervezas belgas.

El buen saber de los maestros cerveceros y sus recetas hacen de este pequeño país una de las mayores cunas de la cerveza con más tradición en todo el mundo.

La mayoría de sus cervezas pertenecen a la familia de las ale (de alta fermentación).

Concretamente, estos estilos están dentro de las cervezas de estilo trapense.

Las Dubbel o las Tripel son estilos de cerveza que originariamente se comenzaron a elaborar en los monasterios trapistas, y su denominación tiene que ver con el grado de intensidad.

Así, desde Dubbel hasta Quadrupel las cervezas van siendo cada vez más potentes y fuertes.

Origen

Existen varias teorías acerca de su origen.

Una de ellas es que esta clasificación procede del hecho de que los monjes, y teniendo en cuenta que en la Edad Media la mayor parte de la población era analfabeta, diferenciaban estos niveles por un número de X (y según el grado de alcohol e intensidad, marcaban dos, tres o cuatro).

La segunda teoría, que según determinados expertos es la más aproximada, tiene que ver con la abadía de Westmalle, lugar donde se fabrican las cervezas Dubbel desde 1836, y la Tripel, cuya receta continúa intacta desde 1956 respectivamente.

Si bien, es cierto que finalmente la versión más evidente está relacionada con el nivel de intensidad y los diferentes matices que presenta.

Características

Las Dubbel suelen tener un color más ambarino oscuro, con tonalidades rojizas y rondan entre los 6,5 % vol. o 7 % vol. con cierto regusto dulce.

Las Tripel son más subidas de graduación (hasta los 9,5 % vol.), pero de tono dorado profundo, cuerpo ligero, secas y pálidas, con la malta bien balanceada y con el amargor y los sabores cítricos florales y de especias.

La cerveza Quadrupel fue el resultado de una cerveza de temporada elaborada en la abadía Koningshoeven (La Trappe) en los Países Bajos, en 1991.

Este estilo, de color ambarino o cobrizo, casi licoroso, suele estar entre los 8 % vol. y 10 % vol.

El recipiente perfecto para degustar estas variedades es la copa tipo Goblet, donde se pueden apreciar las particularidades de cada una de estas cervezas.